Thursday, June 30, 2005

De cómo dejé de ir al cine

Ayer me dijeron que si ya había visto "Batman, el incio" y contesté "no, no la he visto. De hecho, tengo mucho que no voy al cine, creo que desde Ray o creo que desde Los Increibles". La chica de la embajada me mira como si fuera un fenómeno.

Me pesa no ir al cine como iba antes. La escuela no lo permite, pero extraño los ciclos del Cineforo de la U de G y el Cinematógrafo de Av. México con sus palomitas de maíz de maquinita (de esas recién hechas con palomita de maíz de verdad), que además de no tener tanta sal ni mantequilla como las de Cinépolis, cuestan (o costaban?) la maravillosa cantidad de 10 pesos.

Extraño también la compañía (cuando había) y la solitud de la sala de cine. Mi siguiente proyecto será verme de menos Bewitched o Cinderella Man.

1 comment:

Lino Evgueni said...

Visita mi blog de cine, M, para leer sugerencias.