Saturday, January 23, 2010

pālangi

Pālangi (pr. Paa-lang-i): In Tonga, a European, a Westerner; typically, a white person.

Palagi (pronounced Palangi) or Papalagi is the Samoan word for a white person or Caucasian, a cognate of the Tongan "palangi" and Niuean "palagi." The term has gained widespread use throughout much of western Polynesia including Tokelau, Tuvalu, 'Uvea and Futuna, etc.

-

Despues de 5 semanas en Tonga, los lugares, los sonidos y la gente comienzan a resultar más parecidos y entrañables que al inicio. Incluso mis contrapartes locales, decidieron que no soy Myrna sino Mina Mexico (la r no existe en el alfabeto tongano) mientras que en mi hotel, soy “Sierra” (con una e alargada como en inglés), la que se quedó más tiempo que el resto de los huéspedes con excepción de aquel abogado australiano que trabajaba para la comisión real sobre el hundimiento del MV Princess Ashika.

Después de 3 meses, el regreso a la “región” no se siente tan extraño. En este viaje, los colores, los olores y la gente de Fiji (primera parada) me resultaron nuevos pero más cercanos de lo que esperaba. De repente, mi mente entró en sintonía con el oleaje del Pacífico y me encontré respondiendo “io, io” (sí, sí) a muchas preguntas y afirmaciones. Ahora, la mente pasa del “bula” (hola / bienvenido) y “vinaka” (gracias) en Fijiano al “malo” y el “sai pei, malo” (muy bien, gracias) en Tongano. Veamos que se me pega de Bislama en Vanuatu…

Lo que si resulta una constante es mi denominación de “palangi” (extranjera, en el sentido más amplio del término). Más aún, lo curioso es que insistan en que soy neozelandesa. Pero lo mejor, es ver cómo se asombran al decirles que ni neozelandesa ni americana, sino mexicana y pareciera que dijera marciana.

Y así, 2010 arranca con la perspectiva de un sin fin de horas de vuelo por completar, un buen número de lugares y personas por conocer y al menos 3 proyectos importantes por realizar. Laboralmente, el camino se antoja interesante. Asimismo, en lo personal, el año empuja los sueños propios que en algún momento deben de aterrizar. La “extranjera” piensa, afina, apunta, echa las redes a la mar , cruza los dedos, sueña un poco más, se emociona y anhela que el año que comienza sea bueno, sabio y justo en sus promesas.


Desde la habitación 263 del Holiday Inn Suva, firmamos oficialmente el ticket de salida…

2 comments:

::júbilo::haku:: said...

es un poco como el gringo... aunque creemos que solo apica para los de USA hay zonas del pais donde gringo es... blanco/rubio.. ... "que le damos guerita?"

Aranzazu said...

eso mismo! :)

que yo de güerita tengo lo mismo de neozelandeza caray :P